miércoles, 1 de octubre de 2014

NIKI DE SAINT PHALLE, ALTER EGO DE WARHOL..


Buen día, amigos, de nuevo, me incorporo a mi blog para seguir con vosotros compartiendo experiencias, todas ellas dentro del mundo de la cultura y del arte, experiencias que, en algunas ocasiones, nos enlazan con situaciones o referencias sorprendentes.
Finalizadas mis vacaciones, regreso con mas ganas que nunca para seguir dando cuenta de todo aquéllo que la creatividad humana ha sido y es capaz de decir de sí misma, de enseñarnos hasta donde podemos llegar y mas. Es por ello que hoy me planteo traeros a este vuestro espacio la personalidad de una mujer excepcional NIKI DE SAINT PHALLE, una mujer que por su carisma en nada tenía que envidiar a Andy Warhol o a Jasper Johns.



Y como todos sabemos y conocemos que el ARTE en la mayoría de las ocasiones es una provocación, para conocer de la que hoy tratamos nos desplazamos a la ciudad de París, donde el Grand Palais nos ofrece una exposición de NIKI DE SAINT PHALLE, en mi deseo de compartirlo con vosotros: conocer la vida y la obra de esta singular escultora, pintora y cineasta.



Fotografía de Niki  realizada por Dennis Hopper

Para ello, es preciso situarnos el 29 de octubre de 1930, en Neuilly-sur-Seine, en Hauts-de Seine, Francia, fecha y lugar en el que nació Catherine Marie-Agnes Fal de Saint Phalle, conocida como NIKI DE SAINT PHALLE. Su padre, André Marie-Fal de Saint Phalle era un reconocido banquero que lo perdió prácticamente todo cuando el crack de la Bolsa del año 1929, y su madre, Jeanne Jacqueline (antes Jeanne Harper), pertenecía a una familia de exquisita educación, pero que poco hizo por la educación de su hija. 
De esta forma, Niki creció primeramente, con sus abuelos franceses y luego en un internado de monjas de Nueva York. Desde su adolescencia era una joven de espíritu libre e independiente, y alguna que otra de sus atrevidas acciones le llevaron a ser expulsada de mas de uno  de los colegios a los que asistió, ya que en uno de ellos el motivo de tal hecho fue que pintó de rojo las hojas de parra que cubrían los genitales de una escultura. Era una lectora ávida y variada en su temática, pues gustaba de Shakespeare, Dostoyevski e, incluso, Edgar Allan Poe.



Fue precisamente gracias a las visitas que durante los veraneos en Europa tenía por costumbre hacer al Metropolitam, y a la vez, a las catedrales góticas de los alrededores de Paris, lo que la llevo a tener esa visión tan amplia del arte, desde tantos puntos de vista, a la vez que ello constituía para Niki una forma de sobrellevar, hasta cierto punto, una forma un tanto "aburrida" de su existencia.
Es en sus memorias donde Niki nos habla de sí misma en estos términos: "De niña no podía identificarme con mi madre ni con mi abuela ni con sus amigas. Eran un grupo de personas infelices y nuestra casa era muy asfixiante. Un espacio enfermo sin libertad ni intimidad. Yo no quería ser como ellas. Quería el mundo y el mundo entonces pertenecía a los hombres. Yo no acepté los límites y los crucé para entrar en ese mundo que me parecía misterioso, excitante y lleno de aventuras".



Nuestra joven Niki de Saint Phalle empezó trabajando como modelo para revistas de la categoria de Vogue, Life o Harper´s Bazaar. Es por entonces cuando conoce al que será su primer marido, el poeta Harry Mathews, estableciéndose ambos en Harvard. Mas como consecuencia de la persecución de senador McCarthy, en 1952, ambos no tuvieron mas remedio que marcharse a Paris. Ese cambio radical en su vida, llevó a Niki a una crisis psicológica, siendo ingresada en un Hospital de Niza, para se tratada con electroshocks, como consecuencia de que fue diagnosticada de esquizofrenia.



Niki de Saint Phalle consiguió sobrellevar su enfermedad gracias al arte, como forma de expresión de su intimidad, de sus miedos y temores; mas lo que en principio fue una simple terapia se convirtió con el tiempo en una "profesión" Para Niki pintar fue una forma de llevar la calma a su espíritu. Sus primeras obras nos ofrecen la visión de los maestros medievales italianos, así como las de Jean Fautrier; mas ese no era el camino que el Arte llevaría a Niki a expresar toda su creatividad, pues empezó a trabajar con obras construidas a bases de distintos objetos, en un afán de ahondar en una tercera dimensión.



LETO O LA CRUCIFIXION


Su descubrimiento de Jackson Pollock la llevó a utilizar técnicas similares a las de éste, como podemos observar en su cuadro "Autorretrato", realizado entre 1958 y 1959.
En tanto su vida profesional empezaba a despuntar, su primer matrimonio se rompió como consecuencia de que Niki había conocido, por entonces, al escultor suizo Jean Tinguely, con el que marchó a vivir a Paris, al barrio de Montparnasse. Jean Tinguely era un artista que frecuentaba los círculos intelectuales parisinos y estaba integrado en el grupo de nominado los Nuevos Realistas, que venía a ser una versión francesa del pop de Andy Warhol o Roy Linchtenstein. De esta manera Niki se vio rodeada de una intelectualidad artística, con el conocimiento de personalidades como Jean Genet o Jean Paul Sartre, así como al mismísimo Alberto Giacometti.



Les trois graces

Influenciada en gran medida por la obra de Simone de Beauvoir, "El segundo sexo", Niki empezó a tomar una fuerte conciencia de su femineidad, pero desde un punto de vista mas que desafiante. Ello dio origen a sus novias sin rostro. Sirviéndonos, nuevamente, de las palabras de Niki: "A todas las chicas de mi generación se nos educó para casarnos y para casarnos pronto, dijo entonces la artista francoamericana. Los hombres hacen cohetes, lavadoras o rascacielos, pero las mujeres hacemos niños y los hombres envidian ese poder creador".
Una curiosa frase dicha por nuestra joven protagonista de hoy, en el sentido de que le gustaría ser "un Napoleón con enaguas", vino a avivar la mecha de la revolución sexual que empezaba a fraguarse en la Francia de los años 60.



Pese a que su vida personal y profesional se desarrollaba en Francia, Niki siempre se sintió mucho mas a gusto en los EE.UU., donde tenía grandes conocimientos dentro del mundo artístico.
Fue precisamente en el Hotel Chelsea, donde Niki llevó a cabo una serie sobre las prostitutas neoyorkinas, de la que solo nos queda constancia de "Leto o la Crucifixión", y en la que podemos observar un retrato de mujer en la que el vello púbico es un ovillo de lana negro, y su busto es un conjunto de lagartos, flores de plástico y muñecas de cartón.
Poco después, en 1965, nos ofrece otra serie, denominada "Nanas", consistente en mujeres gruesas, con fuerte colorido, y que nos acercan a la visión de las diosas de la fertilidad. Las conocidas como "Nanas" son de lo mas variopinto, pues unas son negras, otras hinchables, e incluso tienen estampados, elaborados con distintos materiales, con la llamada técnica del trencadís. En el objetivo de Niki de Saint Phalle estaba el deseo de crear mujeres liberadas de todo tipo de ataduras, principalmente, la de la sociedad patriarcal. 





BUDA

Mas la "Nana" mas famosa de todas fue la conocida como HON, y que consistía en una escultura gigante, que Niki creó junto a su esposo, y por la que los visitantes entraban por su cuerpo por la vagina. Dentro del cuerpo en cuestión había un teléfono, un bar, una terraza, un tobogán y un cine, en el que se podía visionar la primera película que realizó Greta Garbo. Para Niki "HON" era una catedral moderna.


 HON


La última sala de la exposición que nos ofrece de esta mas que reconocida artista, está dedicada al llamado Jardín del Tarot, y que consiste en un parque de esculturas que Niki construyó en la Toscana siguiendo el estilo del Parque Güell, de su admitado Antonio Gaudi. Este proyecto, que empezó a concebir en el año 1955, cuando conoció las obras del genial arquitecto español, no pudo llevarse a cabo hasta 1978, toda vez que no recibió subvención alguna para el mismo; para llevar a cabo su financiación Niki de Saint Phalle comercializó perfumes, joyas y artículos de decoración. Por fin, pudo ver la luz cuatro años antes de la muerte de la artista, que falleció en La Jolla (California), el 21 de mayo de 2002.






ADAN Y EVA

Mas no puedo terminar este post sin hacer alusión a un hecho que tuvo como protagonista a NIKI DE SAINT PHALLE, se refiere al disparo que efectuó con su rifle sobre unos jardines de la ciudad de Malibú. En la acto en el que tiene lugar dicha circunstancias están presentes estrellas de Hollywood como John Houseman o Jean Fonda, y tiene lugar el 4 de marzo de 1962.


Retrato de Familia

Su rifle dispara sobre una obra de seis metros de ancho y que tiene por nombre "King Kong". Sobre la misma, Niki dispara múltiples cartuchos de pintura negra, en la que aparecen representados dos aviones, que parecen querer derribar sendos rascacielos, varios niños vuelan por los aires y un bocadillo grita ¡Boom!. Es mas en el centro de la obra podemos ver los "retratos" de Charles de Gaulle, Santa Claus y Harold Macmillan y una especie de sol que nos hace posicionarnos en la luna que se entrella el cohete de Georges Méliès. El gesto de NIKI DE SAINT PHALLE no puede ser mas desafiante, dejando mas que sorprendida a toda una sociedad puritana de su época.


KING KONG

Desafío, independencia, creatividad, libertad sexual, y sobre todo reivindicación de la mujer como esencia de quien es y de su propia capacidad de creación: NIKI DE SAINT PHALLE merece estar entre las grandes innovadoras del arte, y por supuesto, en su descubrimiento del concepto de MUJER.


Para todos los que no podamos desplazarnos hasta París, está prevista que la exposición lo sea también el Guggenheim de Bilbao, en febrero de 2015, así que amigos, apuntad en vuestras agendas esta cita mas que imprescindible con esta bellísima y genial mujer: NIKI DE SAINT PHALLE.


BUEN DÍA A TODOS Y ESPERO HABER ACERTADO CON MI ELECCIÓN.

Fuentes: El Mundo.

2 comentarios:

  1. Gracias por tu amable lectura, y espero que sigas siendo fiel a mi blog. Está lleno de grandes descubrimientos.

    ResponderEliminar